Como sardinas

Hong Kong es una impresionante gran ciudad de estilizados rascacielos de acero y vidrio, modernísimo comercio y empresas globales. Es, como muchas otras grandes urbes, un lugar genial si tienes dinero en abundancia, pero una pesadilla si apenas tienes lo necesario para subsistir. No muy lejos del glamuroso centro de negocios y la  superfashion zona…